-->

El coste de nuestros políticos 1 jul. 2012 20:41 Plácido Guardiola Jiménez

«Esto no puede seguir así»



Aunque llueva sobre mojado, aun cuando pueda parecer reiterativo y pesado con este tema, debo insistir de nuevo para que al menos  el rumor y malestar crezca y llegue a los oídos de estos desvergonzados de nuestra casta política.
España aún en los momentos en que la burbuja del ladrillo nos hacía creer aquello de «España va bien», no puede permitirse el gasto que supone la clase política. Ellos, unos y otros, miran con disimulo a otra parte mientras nos hacen creer que existen visiones contrapuestas, alternativas distintas, ideologías y sensibilidades contradictorias. En realidad, unos y otros, están en total sintonía cuando a sus bolsillos afecta.
En este ejercicio económico de 2012, el gasto del Congreso y Senado, nos costará 65 millones de euros, añádanle ahora los parlamentos regionales, diputaciones y liberados en corporaciones locales, asesores, consejeros, miembros en empresas públicas, … Es imposible cuantificar los muchos chollos que se reparten.
Pero para que se hagan una idea sobre una base real, la actual locomotora económica europea Alemania, tiene 81 millones de habitantes y 662 diputados en su parlamento; mientras que la empobrecida España con 47,1 millones de habitantes tiene 615 entre diputados y senadores. Mientras cada 76.585 españoles (con los sueldos y situación de aquí) sostenemos un diputado o senador, en Alemania lo hacen 122.356 (con los sueldos y economía de allí).
En España tenemos además 1355 diputados regionales que sostener por lo que cada 34.760 contribuyentes deben costear los costes de un diputado regional.
Sin embargo asistimos impávidos a los esfuerzos que suponen los recortes que nos han hecho y los que se avecinan sin reclamar un mínimo de orden en este despilfarro

2 comentarios :

  1. Anónimo3/7/12 11:18

    Agradezco y valoro tu insistencia, Plácido. Hay una cosa, al menos, que todos podemos hacer para resolver el problema de describes: hablar de él y crear ambiente para que se corrijan estos excesos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias! Reconforta oír eso, a ver si cala la conciencia y esto cambia

      Eliminar

¡Bienvenido al RENDRIJERO!

¡Gracias por tus comentarios!
Se respetuoso y opina libremente. Tu comentario será revisado y publicado en unas horas.

Ponerse en contacto con el Rendrijero