-->

La Berrea 9 jul. 2010 15:23 llanerosolitario

«Debate sobre el Estado de la Nación»

Se acerca el acontecimiento político más relevante del año. De todos cuantos se celebran en el Palacio, sito en la carrera de San Jerónimo, éste es el más importante que acomete el Legislativo durante todo el periodo de sesiones parlamentarias. Otros años, por estas calurosas fechas, sus Señorías, han puesto tierra de por medio, entre ellos y los dos leones que custodian el acceso principal a la casa, dicen, de todos los españoles. La crisis les ha obligado a prolongar la estancia en tan digno cubil, un mes más. Es por tanto una de las razones, la otra ha sido la Presidencia Europea por España, por las que el debate sobre el estado de la nación, le ha cogido unos días al mes de Julio. Éste debate político que ahora toca, tiene mucho de similitud con la berrea cervatil que cada año al principio del otoño, y como espectáculo que nos ofrece la madre naturaleza, se deja ver y sentir en los parques naturales de Cabañeros, Gredos, etc. Se escucha el berrido del ciervo macho que domina la manada, como reclamo para atraer a las jóvenes hembras a su harén particular. Después si es necesario, utilizará la fuerza de su cornamenta, en la disputa con todo aquel que pretenda ocupar su lugar. En la berrea política de la próxima semana, los jefes de las manadas correspondientes, emplearan la lengua y el argumento, como fuerza de la razón hacia el contrincante. Si España gana el Mundial de Fútbol el próximo domingo, y si no lo gana también, el debate y quienes lo protagonicen, serán castigados con el látigo de la indiferencia por el pueblo, que todavía vivirá la borrachera del balón. Los berridos políticos apenas traspasaran las paredes del hemiciclo que preside Pepe Bono. Pasaran las décadas, y al igual que el gol de Zarra contra Inglaterra en el Mundial de 1950 en Brasil, el triunfo de la Selección Nacional, será recordado y añorado por los aficionados al fútbol, y los chavales de hoy, abuelos mañana, contaran la gesta a sus nietos. Apenas pasen unos días, no más que dedos tenemos en las manos, siquiera los medios de comunicación, harán mención alguna a la disputa política acaecida en el Congreso de los Diputados. Si la roja vestida de azul, gana el partido más importante de su dilatada historia, tendremos cuerda mediática para una larga temporada. Cada uno de los jugadores que la componen, será seguido y perseguido por las masas, cámaras y micrófonos, allá por donde deambulen, y se les dotará de una condición tal, que para si quisiera político alguno. Si es verdad que los políticos, según las encuestas últimamente publicadas, suponen el tercer motivo de preocupación para la ciudadanía española, no vendrá mal que estos sean desplazados temporalmente por los Villa y compañía. Por ello es necesario hoy más que nunca el triunfo del próximo domingo. Es necesario que mientras unos berrean arropados por sus correspondientes manadas, los otros hagan propio un triunfo, que seguramente será lo único importante que haya ocurrido en España, desde que un marino genoves de ascendencia judía y barcelonesa, murió sin saber lo que había descubierto, si es que descubrió algo.

0 comentarios :

Publicar un comentario

¡Bienvenido al RENDRIJERO!

¡Gracias por tus comentarios!
Se respetuoso y opina libremente. Tu comentario será revisado y publicado en unas horas.

Ponerse en contacto con el Rendrijero